Dar vida a los años

Uno de los retos de la geriatría es conseguir un envejecimiento lo más saludable posible, o como dice una frase típica “dar vida a los años, no años a la vida”. Por eso casi siempre que puedo en twiter cuelgo algo sobre #hazejercicio #muevete. Pero aunque el ejercicio es uno de lo que uno debe hacer para conseguir “dar vida a los años”, esto solo no es suficiente para conseguir este objetivo.

Por eso cuando la sociedad científica estadounidense (AGS) saca un artículo especial para recordarnos como conseguir “dar vida a los años”, no sólo creo que es importante leerlo, sino que también creo que debo intentar hacer la mayor difusión posible. Y por eso no sólo lo traigo acá, sino también en otro gran blog como es el de #PildorasGBE de @semeg_es, donde además de facilitar el estar actualizado sobre artículos técnicos de geriatría, también permite conseguir créditos de formación, que nunca nos viene mal.

Pero además este artículo es aún más importante porque intenta aplicar lo necesario para conseguir un envejecimiento saludable en el momento tan excepcional que estamos viviendo ahora por la COVID.

Como decía hay varias cosas para conseguir un envejecimiento saludable: A) promover la salud, prevenir las lesiones y favorecer el manejo de las enfermedades crónicas B) promover la salud cognitiva, C) física D) metal y E) favorecer las relaciones sociales, o la salud social.

En cuanto al primer aspecto a promocionar, el de promover la salud y prevenir las enfermedades crónicas, lo primero a destacar es el papel del “médico proveedor de cuidados primarios”. En España es el papel que ejerce el médico especialista de familia y comunitaria. Es él el que hace un cribado vital de la atención preventiva, preguntando no sólo por el ejercicio, la dieta, la situación social, los sentidos, el ánimo, el sueño… sino también vigilando las enfermedades crónicas que uno ya ha desarrollado. Aspectos que el profesional geriatra tampoco puede obviar. Con todo lo sucedido con la pandemia COVID, tenemos que preocuparnos sobre todo en los aspectos que se han visto más afectados, como es el tema de la alimentación, tanto por el confinamiento como por la dificultad para dar ayuda en los domicilios. O del sueño que tanto se ha visto afectado. Sin olvidar la recomendación de las vacunas, empezando no por la que está ahora tan en boga, sino por la “gran olvidada” como es la de la gripe. Es más con esto de la COVID se están haciendo múltiples estudios, y se ha visto que en sitios donde hay más vacunación de la gripe hay menos frecuencia de COVID. Pero uno de los aspectos que más hay que trabajar con la pandemia COVID es hablar sobre la planificación de las decisiones avanzadas, qué hacer, o que puede suceder, si uno se pone muy mal, sobre todo con el riesgo que supone la COVID.

El segundo aspecto a trabajar para “dar vida a los años” es promocionar la salud cognitiva o de la memoria. Y es que las restricciones que se han realizado para proteger a los mayores están asociadas con un mayor riesgo de deterioro cognitivo y demencia, aún más si ya existia un deterioro cognitivo previo. Otro aspecto que puede haber empeorado con la COVID es que al necesitar las mascarillas y el mantener la distancia en las personas con problemas auditivos se dificulta la comunicación, y por tanto la salud cognitiva, por lo que la AGS recomienda el contacto telefónico. Tampoco se debe olvidar ser valorado por un especialista en audición. Sin olvidar los libros de apoyo, o más aún dar clases online. Pero para cuidar la salud cognitiva no podemos olvidar tampoco algo tan importante como es cuidar el sueño. Quién tras un día sin dormir bien se siente más torpe, o incluso como si estuviera borracho. Por último un gran papel que tenemos que intentar cuidar es el del cuidador, por lo que tenemos que estar al tanto que no haya una sobrecarga que dificulte los cuidados.

Quién no ha intentado hacer o ha hecho videollamadas con sus familiares más mayores.

El tercer apartado que tenemos que cuidar, es el de la salud física. Qué decir de lo que ha sucedido con el confinamiento con todo cerrado. Pues igual que en casa nos hemos puesto videos de youtube para hacer zumba o clases vía online, pues hay que intentar que los mayores también se sumen a esto, para ello hay videos específicos . En caso que no sea posible la conexión a internet, hay que promocionar el ejercicio más sencillo y fácil como es el caminar. Éste se puede hacer de forma segura con las medidas generales de distancia y mascarilla. Y si no, pues a ser imaginativo. Aunque sea ponte a andar en círculos por casa, o compra una bicicleta estática. Otro aspecto que destacan en este apartado es el de cuidar la salud bucal. Es decir hay que ir al dentista. Y es que la tasa de COVID19 es muy baja entre los dentistas es muy baja. En los dentistas estadounidenses está alrededor del 0.9%.

El cuarto apartado para “dar vida a los años” es cuidar la salud mental. Para ello tenemos que vigilar a una de las “grandes enemigas” de las personas mayores, como es la soledad. El uso de la tecnología, con las videollamadas o el uso de las redes sociales, ha podido ayudar a abordar esto, pero no puede ser lo único que se haga para evitarlo. Otro tema que preocupa, y mucho, es el del ageismo, o discriminar sólo por ser mayor. Y más aún el del abuso al mayor, que ha aumentado con la pandemia, recomendándose la denuncia, en caso que se detecte.

El quinto y último apartado a trabajar para conseguir un envejecimiento saludable, es mantener y favorecer las relaciones sociales. Uno de los grandes esfuerzos en el que no se ha parado de insistir para evitar la COVID es el aislamiento social. Pero esto en los mayores supone un gran impacto negativo en la salud mental, física y emocional, aumentando el riesgo de ansiedad, insomnio, depresión, deterioro cognitivo, de un sistema inmunológico debilitado, de empeoramiento de las enfermedades de base, y también produce un aumento de la mortalidad. Uno de los objetivos de toda esta pandemia ha sido el de proteger a los mayores, pero a veces el precio a pagar es demasiado alto. En el Reino Unido se han usado desde hace años las llamadas telefónicas regulares programadas para dar apoyo y vigilar la salud física y emocional de los mayores que viven solos. Pues con la pandemia aún más. Otro mecanismo es usar a los medios de comunicación para conseguir una conexión social positiva, en lugar de para favorecer el miedo. Pero creo que no ha sido así. Y es que cada vez que entraba en una habitación de una persona mayor en aislamiento, le acababa recomendando quitar la TV o cambiar de canal para poner dibujos animados o música. Otra de las recomendaciones de la AGS es favorecer las relaciones sociales a través de las asociaciones de vecinos o comunidades, con el objetivo de disminuir las diferencias y amortiguar los impactos del estrés relacionado con la pandemia. Respecto a instituciones con comedor comunitario, ante el riesgo de transmisión COVID, recomiendan permitir un número limitado de visitantes con los mismos protocolos de vigilancia específicos en vigor.

Este artículo termina reconociendo que las personas mayores no solo están soportando la peor parte de la COVID, ya sea por el alto número de muertos de forma inmediata o a corto plazo, sino que también por las consecuencias a medio-largo plazo de las medidas restrictivas para evitar la difusión del virus. Para ello también dan una serie de herramientas que pueden ayudar en cada uno de los aspectos antes mencionados.

Y es que debe haber un equilibrio entre mantener a los adultos mayores a salvo de los estragos de la COVID y optimizar su salud en general. Por ello recomiendan medir tanto los efectos positivos como negativos de los planes implementados para mantener seguros a los adultos mayores.

Parece que todo puede llegar a cambiar gracias a lo que está sucediendo con las vacunas. Esperemos que sea así, y esta pesadille termine.

La mejor noticia que podíamos tener. Esperemos sea definitiva

Bibliografía

Batsis JA, Daniel K, Eckstrom E, Goldlist K, Kusz H, Lane D, Loewenthal J, Coll PP, Friedman SM. Promoting Healthy Aging During COVID-19. J Am Geriatr Soc. 2021 Jan 20. doi: 10.1111/jgs.17035.

Acerca de osmachope

Médico geriatra, y en los tiempos libres, que son pocos, un poco de todo. Trabajo en el servicio de geriatría del Consorci Sanitari Garraf https://gericsg.com

Un comentario sobre “Dar vida a los años

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s